martes, 23 de abril de 2013

Como conquistar a una mujer católicamente


Además de ser experto en el rezo veloz, los insultos a Satanás en latín y la memorización de pasajes de la Biblia, soy un experto en el amor católico y heterosexual. Muchas personas me han escrito correos porque tienen dificultades con las futuras madres de sus hijos, y eso pasa porque hacen todo mal. En este post te voy a enseñar a proceder de la manera correcta para llevar a una hembra al altar.

¿Es adecuada la mujer que quieres?

Como primer paso, debes tener claro si la hembra que escojes es una persona de buenas costumbres. La hembra en cuestión:


  • ¿Pasa la mayor parte del día en la cocina?
  • ¿Detesta mostrar mucha carne y usar ropa de ramera?
  • ¿Odia el sexo fuera del matrimonio y con condón?
  • ¿Es una hija legítima dentro de un matrimonio legal?
  • ¿Actúa de manera femenina?
  • ¿Es virgen?
Si las respuestas a alguna de estas preguntas son negativas, probablemente la mujer que quieres sea una ramera lasciva y promiscua, o un hereje transgenerista.

Trucos para conquistar católicamente

Estos trucos están 100% comprobados. Muchos católicos me escriben agradecidos diciéndome que tendrán un hermoso matrimonio con una hembra dócil y muchos hijos. Sigue estos consejos al pie de la letra.


  • Demuéstrale que eres un poeta Y cítale constantemente pasajes bíblicos preferiblemente del Nuevo Testamento.
  • Presume de tus conocimientos lingüísticos y cuando estés con ella grita insultos al diablo en latín. 
  • Demuéstrale que le tienes confianza y deja que lave tu ropa
  • Coméntale constantemente sobre los numerosos hijos que van a tener
  • Demuéstrale que eres fuerte y usa tus manos de macho fornido para cargar pesadas Biblias durante todo el camino a la misa
  • Protégela si ves un libro de ciencia en su casa, orínalo y quémalo.

Si la hembra en cuestión se escanzadaliza de tus costumbres católicas, no la tomes por esposa. Probablemente no es virgen y vive en el fornicio o es un travesti. Estoy seguro de que me agradecerás por mostrarte el camino al matrimonio.

¡VIVA LA IGLESIA Y EL SANTO MATRIMONIO!

7 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Claro, si no fuera así, no hubiera tanta gente agradecida

      Eliminar
  2. Gracias a ti ya tengo mi segunda Esposa y voy por la tercera

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. No sean culeros respeten las creencias religiosas de los demas, yo soy catolico creo en Dios en la virgen y en los santos pero no mamen estas cosas son estupidas (aunque dan un chingo de risa)pero no mamen va llegar algun fanatico religioso y va hacer todas estas mamada que creo es lo que stedes quieren pequeños ateos disfrazados saludos morruelos

    ResponderEliminar
  5. Se deduce por el tono en que está escrito el artículo que el autor tiene la experiencia suficiente para hablar con autoridad sobre este tema :), y aunque comparto buena parte de las ideas, no por eso dejo de estar en desacuerdo con algunos otros supuestos "gurús" que hablan equivocadamente sobre este mismo argumento. Felicidades por tan buen desarrollo.

    ResponderEliminar
  6. ¡Hembra! Ni que fueramos animales y lavar la ropa para demostrar que nos tienen confianza que estupidez mas grande

    ResponderEliminar